0 Artículos en el carro de compra

Los 5 factores a considerar en la elección de guantes para la protección de tus manos.


Tus manos necesitan estar protegidas siempre. La piel es la primera barrera protectora de tus manos. Esta barrera se puede ver afectada, según la actividad que desempeñen, por quemaduras, punciones, rasgaduras, cortes, entre otros factores. Tu mano está compuesta por una estructura interna compleja de terminales nerviosas, músculos, huesos y venas. Por lo que proteger tu piel contra agentes externos amenazantes es importante.

En este artículo queremos relacionar los 5 factores a considerar en el momento de elegir los guantes para la protección de tus manos:

  • Longitud: Debes considerar la longitud del guante según el nivel de protección que requieras. Es decir, si el antebrazo o los codos también estarán expuestos a los riesgos propios de la actividad que realices, debes elegir un guante que los cubra.
  • Talla: Puede sonar obvio, pero un guante que no sea de tu talla antes que protegerte puede representar riesgo de atrapamiento si estás trabajando con máquinas. Considera solicitar la talla o medida acorde al tamaño de tus manos. 
  • Impermeabilidad: Debes considerar si necesitas que tus guantes sean impermeables a líquidos o fluidos, de ser así existen muchas opciones en el mercado de guantes sin costuras: desechables o reutilizables. Hay ciertos guantes que tiene recubrimientos impermeables en la palma pero cuyo dorso es en material textil. Estos guantes no son 100% impermeables. 
  • Resistencia al corte o abrasión: Actualmente existen en el mercado fibras de polietileno de muy alta densidad resistentes al corte. Las cuales ofrecen protección y maniobrabilidad. Si adicional o por otro lado requieren resistencia a la abrasión no olvides verificar que la palma  o el dorso tenga un refuerzo adicional que proteja esta zona de tus manos. 
  • Agarre: De otro lado si levantas objetos que se te pueden resbalar de las manos, considera elegir guantes que tengan puntos o sean corrugados en la palma. Así evitaras que accidentalmente se te caigan los objetos que estas levantando o sujetando. 
  • Resistencia Térmica: El riesgo térmico puede deberse a condiciones de la temperatura del ambiente de trabajo. Si trabajas en temperaturas bajo 0 grados Celsius procura mantener la temperatura de tus manos. Si por el contrario el riesgo al que te estás enfrentando es al contacto con superficies muy calientes deberás pensar en guantes con fibras textiles resistentes a altas temperaturas.


Ahora ya estas listos para tomar una decisión mejor informada para la protección de tus manos, te invitamos a visitar nuestro portafolio dando click aquí: manos.


Si tienes preguntas sobre los guantes más convenientes para tu actividad puedes escribirnos. Recuerda que contamos con la distribución directa de marcas muy reconocidas en el mercado.

Por cierto, ¿identificaste el error en la imagen de apertura de este articulo? Te invitamos a descubrirlo ;)